Loading

wait a moment

Reflexión Sobre Descargar Música Antes Y Ahora

Si, algo muy curioso y notorio que seguramente todos se han dado cuenta es que el hecho de compartir música como en tiempos aquellos ya no es lo de hoy, claro está que en esto tiene que ver mucho las nuevas leyes que prohíben la descarga de música desde internet, en esta pequeña reflexión no voy a cuestionar sobre si esto está bien o mal, porque creo que si lo vemos desde cada punto de vista ambas partes tienen sus lógicas y fundamentos, sin embargo podría cuestionas hasta qué punto la música llega a ser afectado en el simple hecho de compartir.

Es comprensible que los autores de los temas tengan que sacar una ganancias, pues de ello viven, pero sin embargo, creo que partiendo desde este punto de vista si llegamos a pasar a que incluso el simple hecho de cantar un tema puede considerarse una violación a sus derechos del autor me parece ridículo, aunque no lo creas, se ha visto casos donde incluso se tuvieron que sancionar a una escuela de niños solo porque en el recital del colegio cantaron un tema que tenía copyright, es un tanto ridículo en realidad.

Lo comprensible en cierto modo seria que se tenga que pagar por la música que adquirimos, pero de ahí, si yo como propietario nuevo de la música quiero compartir esto  con más amigos, que de malo tendría? Es como si yo me compro un helado pero no puedo invitar a nadie porque tiene un autor, lo he pagado y estoy dispuesto a hacer lo que quiera con él.

Si nos ponemos en la mentalidad del otro bando, quizá también podamos comprender que muchos lo que tratan de evitar en realidad es la libre descarga abusiva de sus canciones, sin embargo, no creen que en cierto modo, todos estos famosos que hoy en día conocemos son famosos gracias a que su música ha sido escuchada en muchos lugares y muchas veces?

El hecho de descargar música gratis en internet puede llegar a ser un tanto abusivo para los artistas así como también una gran muestra de lo que es compartir cultura, quizá por esta contradicción este tema es tan delicado que todavía no hay una regla general en todo el mundo que defina en realidad la posición moral de la sociedad.

Deja un comentario