Loading

wait a moment

Préstamo para montar un negocio, alternativa a los bancos

La difícil situación económica está obligando a muchas personas que se quedan sin trabajo, o que quieren mejorar laboralmente, a establecerse por su cuenta, dándose de alta como autónomos o montando algún tipo de empresa. Los primeros pasos siempre son complicados y es fácil tener que recurrir a un préstamo para montar un negocio.

La inversión inicial de capital es quizá el paso más complicado de dar. Existen ayudas otorgadas por las administraciones, pero suelen llegar demasiado tarde, cuando el negocio ya lleva un tiempo funcionando. Si no se dispone de capital suficiente para comenzar la andadura, será necesario recurrir a un préstamo.

En este caso lo habitual es acudir en primera instancia a entidades bancarias, pero no siempre están dispuestas a conceder el préstamo solicitado. Por otra parte, las condiciones que pueden imponer como avales y garantías resultan ser difícilmente asumibles.

Existe otra vía, la de empresas especializadas en préstamos rápidos. Con trámites y condiciones más sencillas, es más fácil conseguir ese dinero que tanta falta hace de una manera rápida.

No es descabellado acudir a este tipo de entidades. A veces las necesidades de capital para iniciar la andadura empresarial son muy pequeñas. Pensemos en un autónomo que solo tiene que comprar material para una oficina. O tal vez, ya se cuente con un establecimiento y solo se necesita el dinero para hacer algunas pequeñas reformas.

Con una pequeña inyección de capital se puede arrancar ese negocio, sin más demoras ni esperas innecesarias. Si se negocian además unos plazos razonables, el préstamo no supondrá un gran esfuerzo añadido al de los primeros pasos de la empresa.

Simplemente, hay que dedicar algo de tiempo a analizar las diferentes ofertas que se pueden aprovechar a la hora de solicitar un crédito para montar el negocio. No todos ofrecen las mismas comodidades ni piden los mismos intereses y es algo que conviene recordar.

Deja una respuesta