Loading

wait a moment

Las ventajas de invertir en ETF’s

Un ETF o fondo cotizado es un producto financiero que replica un determinado índice, que puede ser de renta variable, de renta fija, e incluso de materias primas, divisas, etcétera, con lo que el abanico de posibilidades es muy amplio. Estas son las tres grandes ventajas de invertir en ETFs: el coste, la operativa y la gama de productos.

1- La gran ventaja de los ETFs es el coste. Un ETF tiene un coste muy por debajo de los fondos tradicionales, tanto en renta fija como en renta variable. Puede llegar a ser 10 veces más barato que un fondo de inversión.

2-Tiene la ventaja de la operativa: es decir, que es un producto que se compra y se vende en bolsa, al precio fijado por el inversor, mientras que los fondos tienen un solo valor liquidativo diario, que es el valor al que se compran y venden las participaciones. El hecho de que coticen en bolsa para algunos inversores puede ser una ventaja.

3- Por último, en los ETFs también destaca su gama. Por ejemplo, en los fondos de renta variable tenemos renta variable Europa, sectorial… con los ETFs también tenemos esas posibilidades, pero podeos ir mucho más allá en la selección del tipo de activo que queremos incorporar en nuestra cartera. Puede ser un sector muy específico que no recojan los fondos, o incluso una industria en particular, que es difícil que el fondo invierta en ella.

¿Es el momento adecuado para invertir ETFs?

Yo diría que sí. En realidad, no hay un momento mejor que otro para invertir en ETFs, sino que cualquier momento es bueno, porque permite construir todo tipo de cartera, independientemente del nivel de riesgo.

Eso sí, debemos tener en cuenta la fiscalidad del ETFs, que quizás sea una desventaja respecto a los fondos, ya que en estos el inversor puede traspasar sus participaciones de un producto a otro sin tributar a Hacienda, mientras que en los ETFs no se da esa particularidad. Si uno quiere pasar de un ETF a otro, tiene que venderlo y tributar a Hacienda en caso de obtener plusvalías. Pero en algún momento siempre hay que pasar por la taquilla de Hacienda.

Deja una respuesta